10 años de lucha constante

“La lucha contra la violencia machista ha de hacerse todos los días” es el mensaje que desde la Federación de Mujeres Progresistas hemos repetido continuamente este año ante medios de comunicación y foros a los que hemos acudido ante la terrible concentración de asesinatos cometidos con las posteriores reacciones de los poderes implicados. Desde la FMP insistimos que para erradicar esta violencia hay que tomar medidas estructurales ante una problemática que siempre está ahí, “no vale con reaccionar sólo cuando hay días dramáticos”.

FMP

Protección a menores El asesinato de hijos e hijas en 2014 ha sido, desgraciadamente muy reseñable, por lo que desde la FMP, pedimos que reciban la protección que merecen y que además recoge la ley. Pedimos que no se conceda ningún régimen de visitas cuando hay denuncia por malos tratos. “Lo lógico sería apartar al menor al más mínimo indicio de violencia, pero lo que se hace es justo lo contrario”, afirma Yolanda Besteiro. Además, recuerda que más del 70% de las separaciones en las que hay violencia de género se resuelven en los juzgados de familia , mediante divorcios ordinarios, con lo que ni se escucha a los menores ni se evalúa su situación. A veces, estos informes forenses ni siquiera se realizan cuando hay denuncias por malos tratos, pese a lo que establece la ley Integral contra la violencia de Género. En lugar de cambiar dicha ley, habría que reforzar la normativa referente a la infancia (para garantizar la protección y las medidas de apoyo a los hijos), pero “sobre todo se precisa un cambio de actitud”, recalcó.

Según Besteiro, basta con que un padre se oponga a que sus hijos/as sigan las terapias para menores víctimas de violencia de género para que estos programas se interrumpan. “No es de recibo”, como tampoco lo es considerar “el interés principal del menor estar con su padre en vez de proteger su vida”, concluyó.

Percepción social La presidenta de la FMP también califica de “altamente preocupante” que, según los datos del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), la violencia de género es un problema que preocupa a menos del 1% de la población española. “Por ello, tienen tanto eco los comentarios relativos a que muchas mujeres ponen denuncias falsas para sacar dinero a sus maridos, cuando la realidad es que este porcentaje es del 0,02%”.

Asimismo, Yolanda Besteiro resalta la necesidad de mejorar la falta de formación de las personas que tratan en el día a día con las víctimas de la violencia machista, de tal manera que se les pueda ayudar de forma adecuada, y también se realice mucho mejor la valoración del riesgo, para que se dicten las órdenes de alejamiento correctamente. Lo que en su opinión no puede suceder es que mientras se interponen decenas de miles de denuncias por malos tratos cada año, sólo 720 mujeres tienen una pulsera electrónica de aviso directo a la Policía. “Deberían habilitarse mucho más, porque todavía no ha muerto nadie que la tenga y, además, es una medida disuasoria para los agresores”, remachó Yolanda Besteiro.

Medios de comunicación El papel esencial que juegan los medios de comunicación en la sensibilización de toda la sociedad contra la violencia de género se ve muchas veces enturbiado por el tratamiento informativo que realizan, sobre todo, de los casos que acaban en muerte. Aunque es importante destacar que en los espacios informativos el rigor cada vez es mayor, la violencia machista ha saltado a otros programas donde se banaliza y no se trata de manera adecuada esta problemática, tal es el caso de los magazines o programa de tertulia donde escasean o ni siquieran están presentes personas expertas en la materia. Bajo esta premisa giró fundamentalmente la intervención que la presidenta de la FMP hizo en el V Congreso del Observatorio contra la violencia doméstica y de género celebrado el 1 de diciembre.

Fuente: FMP

ficha_Programa_V_Congreso_1

Carnicer pide asistencia letrada antes de la denuncia en violencia de género para mejorar la protección a las víctimas.

Día Internacional contra la Violencia de Género: reivindicaciones de la Abogacía a 10 años de la Ley:

La Ley Orgánica 1/2004 de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, reguló por primera vez con carácter general el derecho a la asistencia jurídica inmediata de las víctimas de violencia de género desde los primeros trámites.

Este reconocimiento supuso la creación obligatoria en los Colegios de Abogados de un Turno de Oficio especial destinado a asistir a las mujeres víctimas de Violencia de Género. Es un servicio de guardia las 24 horas del día, durante 365 días al año, con una asistencia especializada e inmediata y unidad de defensa para prestar los servicios de asistencia jurídica en la forma prevista en el artículo 20 de la Ley.

La asistencia letrada concebida solo como un derecho de la víctima, no como una obligación legal, es una reivindicación histórica que viene haciendo la Abogacía en el convencimiento de que la asistencia temprana a las víctimas con un asesoramiento especial y especializado desde el momento anterior a la formulación de la denuncia coadyuvaría a una mejor asistencia y a una más eficaz defensa de sus derechos e intereses. Junto a ella nació otra reivindicación de la Abogacía: la gratuidad universal en los primeros trámites para todas las mujeres víctimas de violencia. Hoy, el Real Decreto Ley 3/2013, de 22 de Febrero introduce como apartado g) del art. 2 de la Ley de Asistencia Jurídica Gratuita el reconocimiento del derecho de asistencia jurídica gratuita a todas las mujeres víctimas de Violencia de Género, con independencia en la existencia de recursos económicos, en aquellos procesos que tengan vinculación, deriven o sean consecuencia de su condición de víctimas.

Desde la Abogacía Institucional siempre se reivindicaron cuestiones esenciales para prestar la mejor atención y defensa letrada a las mujeres víctimas de violencia, la mencionada gratuidad universal en los primeros trámites, la asistencia letrada preceptiva previa a la formulación de la denuncia y la modificación de la LECrim que permitiera la representación procesal por el letrado/a hasta la apertura del juicio oral son algunas de las más importantes y reiteradas. Desde la década de los noventa hemos colaborado en la redacción de informes y propuestas sobre las normas y protocolos en tramitación para combatir la violencia contra las mujeres.

Fruto de ese interés y de la preocupación de la Abogacía por procurar la mejor formación especializada a los abogados y abogadas de la mujer víctima de violencia, se creó en diciembre de 2010 la Subcomisión de Violencia sobre la Mujer del Consejo General de la Abogacía Española. Cuatro años después de su nacimiento, la Subcomisión está integrada por vocales que representan la práctica totalidad del Estado y estamos trabajando con ahínco en potenciar el papel de la Abogacía y mejorar el servicio que prestamos.

En este tiempo hemos elaborado y recomendado a los ochenta y tres Colegios de Abogados la Guía de Buenas Prácticas para la prestación del servicio de guardia del abogado y abogada del turno especial de Violencia de Género; elaborado un Programa de Formación detallado, con las cuestiones de interés que a nuestro juicio conviene abordar o profundizar en el programa de formación inicial y continuada de cada Colegio, exigible a los abogados y abogadas que soliciten su inclusión en las listas del turno especial de asistencia letrada a las mujeres víctimas de violencia. Tenemos un espacio en la web abogacía.es destinado al blog de la Subcomisión, donde de forma periódica cada vocal interviene con un artículo de interés y actualidad en el tratamiento de la violencia de género. Celebramos Encuentros anuales de abogados y abogadas especializados, así como Jornadas de Responsables del Turno Especial de Violencia de los Colegios de Abogados. Detectamos los problemas que se suscitan en los Colegios en el funcionamiento del servicio de guardia permanente y en la prestación del servicio; informamos sobre los Protocolos, leyes y normas que afectan a la defensa de los intereses y derechos de las mujeres víctimas de violencia de género y a sus hijos e hijas, y nos ocupamos de todo aquello que  concierne a los letrados y letradas de la mujer víctima de violencia.

En representación de la Abogacía institucional somos, por delegación de nuestro presidente, integrantes de los distintos grupos de trabajo del Observatorio Estatal y del Observatorio de Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial, junto al Ministerio de Justicia, Delegada del Gobierno para la Violencia de Género (en representación del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad) Ministerio del Interior, Consejo General del Poder Judicial, Fiscalía de Sala del Tribunal Supremo de Violencia sobre la Mujer y una Comunidad Autónoma que representa a todas las que tienen transferidas la competencia en materia de Justicia.

En la Subcomisión hemos celebrado dos Encuentros anuales de Abogados/as de Violencia de Género. El primero en Valencia en septiembre de 2013 y el segundo  en Badajoz el 9 y 10 octubre de 2014. Con estos Encuentros pretendemos incidir en la necesaria sensibilización e implicación de los abogados y abogadas en la mejor atención a las mujeres víctimas y colaborar con nuestro trabajo en la erradicación de la violencia de género. Su celebración ha suscitado el interés de más de un centenar de abogados y abogadas de todo el Estado, profesionales preocupados por adquirir la mejor formación en violencia de género. En este II Encuentro hemos abordado principalmente tres bloques:

  • Los diez años de la L.O. 1/2014; análisis de las posibles reformas legislativas; una reflexión sobre la diferenciación de la violencia de género, el maltrato emocional y los menores como víctimas directas o indirectas de la violencia ejercida sobre sus madres.
  • Tratamiento de las cuestiones prácticas con respecto a las medidas cautelares de protección a la víctima; las Unidades de Valoración Integral; la dificultad de la prueba en los procedimientos de violencia de género con especial interés en la prueba pericial psicológica.
  • Las nuevas formas delictivas: la violencia cibernética, Internet y redes sociales.

En la actualidad estamos trabajando en la elaboración de las Conclusiones del II Encuentro para su publicación y en el V Congreso del Observatorio de Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial que se celebrará los días 1 y 2 de diciembre en el Senado, donde haremos una reflexión profunda de la Ley Integral con motivo del X Aniversario. De todo ello daremos cumplida cuenta.

Sirva nuestro trabajo en la Subcomisión, en los Colegios de Abogados y en nuestros despachos como homenaje y reconocimiento a las mujeres que consiguieron superar la violencia y un mensaje de ánimo y apoyo a todas las que aún soportan los golpes y vejaciones de quienes son o han sido su cónyuge o su pareja. Pero sirva también como compromiso firme y sincero de colaboración en todo lo que esté a nuestro alcance para que un día llegue el 25 de noviembre y no sea más que un vago y desdibujado recuerdo de que en un tiempo lejano se celebraba el Día Internacional contra la Violencia de Género.

Becerril pide que se procure la suspensión del régimen de visitas a acusados de violencia de género

La Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, sostiene que “puede ser realmente peligroso” que un hombre acusado por violencia de género siga viendo a sus hijos menores de edad, por lo que ha pedido al Ministerio de Justicia que impulse las medidas necesarias para “procurar” que cuando se dicten medidas cautelares por malos tratos no se imponga un régimen de visitas.

“Nos parece muy preocupante que personas acusadas e incluso sentenciadas por violencia de género mantengan el régimen de visitas normal y habitual con los hijos. Hemos llamado la atención y sugerimos al Ministerio de Justciia que estudie los procedimientos necesarios para que el juez pueda inclinarse por la supresión del régimen de visitas en muchos casos”, explica en una entrevista con Europa Press.

Becerril se refiere especialmente a aquellos procedimientos en que el juez dicta medidas cautelares de protección de la mujer pero permite o impone un régimen de visitas de los hijos menores. Reconoce que desde su posición, no puede pedir “que se le diga a los jueces lo que tienen que hacer” y por eso, lo que demanda es que “se procure” que la balanza se incline en favor de la protección de los menores.

“Recomendamos que se procure que el régimen de visitas se analice con detenimiento y sugerimos que procure evitar en estos supuestos y en estos casos porque puede ser muy peligroso, no en todos los casos pero sí en muchos. Por eso decimos que esto merece una reflexión caso por caso muy cuidada y con mucha cautela y que se observe el perfil del maltratador y su relación con los hijos”, señala.

Aunque los conflictos relacionados con custodia y régimen de visitas en casos de violencia de género son frecuentes entre las quejas que cada año recibe el Defensor del Pueblo, en 2014 han abundado más las relativas con “la tardanza” en las medidas de protección de las mujeres, según ha informado Becerril, que está en estos días cerrando el balance anual.

“Las quejas sobre todo son relativas a la tardanza en tomar medidas, tardanza por ejemplo en el alejamiento, en la vigilancia de que el alejamiento se cumple”, ha señalado.

También ha destacado las quejas por retrasos “en la valoración que se debe hacer por parte de la policía tras una denuncia”. “Quizá seguramente hay que hacerla con más celeridad para que la valoración de esa denuncia y la constatación de si tiene fundamento o no y las medidas en consecuencia se puedan tomar rápidamente, porque se pueden evitar hechos dramáticos y muy graves”, reflexiona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.